El Col·legi de Metges y el Ib-Salut potencian el desarrollo del PAIME

La sede del Comib acogió la presentación del convenio de colaboración, firmado por ambas instituciones, para impulsar el Programa de Ayuda Integral al Médico Enfermo (PAIME), mediante el cual se procura una atención y ayuda específica para los médicos que tengan riesgo de sufrir o que actualmente sufran trastornos de conducta a causa de ciertas sustancias adictivas

IMG_4979

Juli Fuster, Manuela García, Patricia Gómez y Antoni Bennasar, tras firmar el convenio en el Comib

El PAIME es un programa colegial, fundamentado en las máximas garantías de confidencialidad, que pretende ayudar al mayor número posible de médicos enfermos, asegurar que los médicos enfermos reciban la asistencia especializada necesaria, favorecer su rehabilitación como profesionales y sobretodo, garantizar que la práctica de la medicina se haga en las mejores condiciones posibles para la salud de los ciudadanos. Se debe tener en cuenta que estas adicciones pueden incapacitar a los profesionales de forma temporal para ejercer correctamente la práctica profesional.

El Dr. Bennasar, presidente del Comib, quiso agradecer tras la firma del convenio “todo el apoyo recibido por parte del Ib-Salut y de la Conselleria de Salut, ya que para el Col·legi de Metges es importante contar con el apoyo de ambos organismos, en un programa tan necesario como es el PAIME”. En la misma línea, la Dra. Manuela García, secretaria del Comib y coordinadora autonómica del PAIME destacó la importancia de la colaboración entre instituciones para conseguir los objetivos establecidos en torno al Programa de Atención Integral al Médico Enfermo.

La asistencia se dirige principalmente a los profesionales con tres problemas de salud básicos: alcoholismo, dependencias de otras drogas (incluidos psicofármacos) y trastornos mentales. Las intervenciones consisten en visitas médicas de diagnóstico, tratamiento y seguimiento; terapias psicológicas individuales, grupales y de familia, controles analíticos y toxicológicos y controles psicofarmacológicos.

Además, estos profesionales necesitan atención médica especializada en condiciones de absoluta confidencialidad para permitir la detección de casos y la instauración de una asistencia integral adecuada. El Servicio de Salud ha aportado la cantidad de 24.000 euros en este programa durante un año prorrogable por el mismo periodo de tiempo.

El Programa PAIME da sentido al compromiso de salvaguarda y garantía de la buena praxis que los Colegios de Médicos tienen con la sociedad y al mismo tiempo para las Administraciones sanitarias representa un garante de la calidad asistencial.

A lo largo de los 19 años que lleva implantado, más de 4.200 médicos han sido atendidos y de ellos un porcentaje cercano al 90% se han recuperado incorporándose al ejercicio de la Medicina, balance que demuestra que una intervención a tiempo puede facilitar que el médico afectado por estas patologías pueda recuperarse y reintegrarse en su vida laboral con todas las garantías.